19.12.09

El clima y los toros: una de cal y otra de arena

Parece que la Cumbre del Clima va a saldarse con un rotundo fracaso en cuanto a las posibilidades de lograr un acuerdo vinculante que limite las emisiones de gases de efecto invernadero y garantice que la temperatura no subirá más de 2º centígrados. Pese al clamor mundial en favor del planeta, los lideres mundiales se muestran incapaces de alcanzar un compromiso por el clima. En Dinamarca, el Gobierno ha hecho gala de un autoritarismo impresentable con la detención de cientos de activistas y de una hipocresía sin límites al promocionar campañas negacionistas del Cambio Climático al tiempo que ejercía como anfitrión de la Cumbre del Clima. En España ha resultado particularmente decepcionante la actitud de organizaciones como CCOO y UGT, que si bien apoyan retóricamente los esfuerzos por salvar el clima, en la práctica defienden las subvenciones a sectores industriales "sucios" como la minería del carbón o la industria automovilistica. Pese a la existencia de una convocatoria mundial en favor del Clima el pasado 12 de diciembre, los sindicatos eligieron entre los 365 días disponibles para su manifestación, la que más perjudicaba la movilización en favor del planeta: el 12 de diciembre. Y para mayor contradicción convocaban a sus afiliados recurriendo a caravanas de coches. Declararse a favor de la lucha contra el cambio climático es gratis, pero ser coherente con el compromiso por el clima no parece preocupar mucho a los sindicalistas, dispuestos a sacrificar la salud y el futuro del planeta por defender un puñado de puestos de trabajo en sectores obsoletos y responsables en un alto porcentaje de las emisiones de gases de efecto invernadero. Si los acontecimientos no dejan mucho lugar para el optimismo en lo que al Clima se refiere, la votación en el Parlament de Catalunya de la Iniciativa Legislativa Popular en favor de la abolición de la tauromaquia, se ha saldado con una primera victoria de los ecologistas. ¿Qué tiene que ver una cosa con la otra? Los toros, además de ser un espectáculo cruel que ocasiona un sufrimiento absurdo, son también un hecho simbólico por el que se afirma el derecho del ser humano a someter y dominar a la "naturaleza salvaje", en este caso únicamente por mera diversión. Pero aquí el loby taurino cuenta con la inestimable colaboración de personajes progresistas que justifican la barbarie y la tortura nada menos que como un arte. En España, a la tradición machista y violenta de los toros se suma una cultura de nuevos ricos, que ha elevado el coche con sus agresivas infraestructuras para el medioambiente y sus terribles consecuencias en términos de salud, ocupación del espacio público, siniestralidad y consecuencias sobre el clima, a la categoría de totem sagrado. AUTOPISTAS PARA TODOS, BARRA LIBRE A LA TORTURA Y A LA DESTRUCCIÓN DEL MEDIO AMBIENTE.... y el último que apague la luz. Es mucho lo que queda por hacer en el imprescindible cambio de costumbres, mentalidades y modelos de desarrollo,urbanismo, movilidad,consumo... Pese a todo, el debate está ya en la calle -el del Clima y el de los toros- y los nuevos valores que representa la Ecología Política no harán sino seguir avanzando.

No hay comentarios:

Video Comisión Europea por Día Mundial del Sida

Loading...